Sísifo

.

Bien me sé inmortal, pero no eterno:
no caeré nunca en esa falsa sinonimia
de creerme, por inmune a los trastazos
que soy alguien relevante en esta vida.

Inmortal, pues cada día me levanto
con la firme convicción de que podría
escribirte la mejor de las canciones,
arrancar la más sentida poesía.

Es por ello que desisto de morirme
(por muchísimas razones que tendría):
aunque no lo logre hoy, hay un mañana.

Como ayer no me rendí, lo intentaría
otra vez más, y otra, y otra,
mientras quede un papel y alguna tinta.

Seré eterno cuando quiebre la barrera,
cuando llene tus tristezas de alegrías
y renueve el compromiso de que leas
una gota de esperanza en estas líneas.

Es entonces que haré hoy la diferencia:
empujaré feliz mi piedra cuesta arriba.
Inmortal seré, aun viviendo en una gruta.
Eterno, mientras tu voz me cante y ría.

–Álex Padrón, mayo 2022

Si llegaste hasta aquí, dame un like (que sé que ta ha gustado). O déjame un comentario. O comparte esta entrada en tus redes sociales, para que otros me conozcan. Pero si realmente quieres ayudarme, puedes comprar alguno de mis cuadernos de poesía. Los enlaces para hacerlo están acá abajo:

Los mapas del tiempo, Editorial Primigenios 2019

El rosario del hombre de ceniza, Editorial Primigenios 2020

Thanatos y Eros, Editorial Primigenios 2021

La disyuntiva de la margarita. Revista Azahar 82 (descarga gratis)

.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Únete a la tropa!

Ir arriba
A %d blogueros les gusta esto: