Ya nos veremos las caras

.

Ya esta noche agotadas van mis fuerzas
y, por eso, es que raudo debo retirarme.
Cómo reyezuelo muy triste en cobardía,
no cuál general sabio que sabe lo que hace

No me puedo quejar: masivas pesadillas
han ganado bien la luna en justo lance.
Ellas han sabido morder dónde me duele,
y no me queda paz hoy en qué albergarme.

Pero me consuelo: yo sé en dónde yerro,
aprovecho bien el tiempo en prepararme.
Me faltaban hoy tus espadas, lanzas, besos,
cosas muchas importantes que me aten
a un sueño hilado en un campo de batalla,
y que armadura de victoria me reparen.

Esta noche, mi gran error fue que no dije
cuanto adoro yo esa luz limpia que te sale:
no será de nuevo el error que yo cometa
y arrepienta blasfemo luego por la tarde.

Vengan pues a mí las letras de esta noche,
tengan pesadillas y demonios su aquelarre:
nos veremos las caras mañana por la noche,
y que se quede con la cama aquel que gane.

-Álex Padrón, agosto 2020

Si llegaste hasta aquí, dame un like (que sé que ta ha gustado). O déjame un comentario. O comparte esta entrada en tus redes sociales, para que otros me conozcan. Pero si realmente quieres ayudarme, puedes comprar alguno de mis cuadernos de poesía. Los enlaces para hacerlo están acá abajo:

Los mapas del tiempo, Editorial Primigenios 2019

El rosario del hombre de ceniza, Editorial Primigenios 2020

Thanatos y Eros, Editorial Primigenios 2021

La disyuntiva de la margarita. Revista Azahar 82 (descarga gratis)

.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba
A %d blogueros les gusta esto: