7 elementos claves de una buena tarjeta de presentación

.

Todo profesional sabe que su tarjeta de presentación es una herramienta poderosa para atraer nuevos clientes y oportunidades de hacer negocios.

Sin embargo, no siempre parece dar resultado: después de regalar muchas tarjetas no has recibido casi ninguna llamada. Si este es tu caso, quizás te preguntes qué es lo que va mal. Puede que esa llamada que esperas la recibas dentro de cinco minutos (esas cosas llevan tiempo), pero es también probable de que hayas omitido algún aspecto importante y nunca la recibas.

Hay 7 elementos fundamentales que tu tarjeta de presentación debe tener para ser eficaz, y luego ya las cosas dependen de la otra persona. Saca la tuya y revisa si cumple con los siguientes parámetros.

7 aspectos que tu tarjeta de presentación debe tener

1. Un diseño sencillo

Tu tarjeta de presentación no es un volante ni un anuncio publicitario. Su función es que las personas tengan a mano tus datos de contacto, no que las atiborres con imágenes ni información innecesaria. Es por eso que el diseño debe mantenerse sencillo y limpio. Evita los fondos demasiado “artísticos” y no utilices más de dos colores o tipos de fuente.

2. Sólo información esencial

Demasiada información en el reducido espacio de un trozo de cartón de 9×5 cm es algo que provoca aversión instantánea. Intenta que los únicos datos en tu tarjeta sean nombre, cargo, empresa, dirección, teléfono, página web y email. Cualquier otra información sobra (a menos que sea estrictamente necesaria).

3. El logo debe destacarse

El logo identifica tu empresa o negocio de una manera única. Por tanto debe ser el elemento más grande y llamativo de tu tarjeta de presentación.

4. Los colores hablan de ti

El diseño de la tarjeta debe ir acorde a la imagen de tu negocio o empresa. Si te dedicas a la venta de regalos de Navidad, es deseable que uses letra cursiva y colores de navidad (rojo y blanco).

Si eres consultor financiero, tu tarjeta debe reflejar seriedad y profesionalismo. Por eso quizás debas tener una imagen más conservadora, como por ejemplo letras negras sobre fondos blancos o grises.

5. La fuente debe ayudar

Elige un tipo de fuente entendible y agradable a la vista. El tamaño de letra no debe ser muy grande ni muy pequeño. La persona que lea tu tarjeta de presentación no tiene por qué hacer un esfuerzo visual para leerla.

6. El papel puede hacer la diferencia

Tu tarjeta puede ser más interesante si la imprimes en papel texturizado o en papel de colores. En ambos casos, las letras deben tener sombras claras para asegurar su legibilidad. También puedes pedir que te la impriman usando termografía, un proceso para darle una impresión brillante y resaltada al papel.

7. Destácate sobre los demás

Las tarjetas con formas poco comunes llaman más la atención. Si por ejemplo vendes juguetes tu tarjeta podría tener forma de auto de carreras o de osito de peluche.

Lo que nunca debes olvidar es que tu tarjeta de presentación es la cara de tu empresa o negocio. Con ello en mente, un poco de sentido común y teniendo en cuenta los 7 elementos que tu tarjeta de presentación debe tener, aumentarás mucho tu visibilidad entre los potenciales clientes.

Si este artículo te ha parecido interesante, compártelo con tus amigos en las redes sociales. Y no dudes en dejarnos un comentario sobre el tema, para saber tu opinión.

.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba
A %d blogueros les gusta esto: