Que no se te olvide

.

Aún sigo intentando —semilla en la roca—
llegar con mi voz allende tus lares
para recordarte que aquí sigo preso
de las circunstancias que me regalaste.

No obstante, que conste, no me callarían
y no es que mil veces no hayan tratado.
Mi terca estirpe no aprecia el silencio
más allá de la pausa para ir respirando.

De apagarme presto con arena y sacos
el incendio ardiente de mi voz y llanto,
¿dónde quedarían los planes, que antaño
cantamos a dúo, tenor y soprano?

Planean y sueñan los malos contextos
con las apariencias y los escenarios
que mi voz se quiebre y así yo reniegue
del trabajo enorme de seguir cantando.

No obstante, ¡paciencia! La roca es estéril,
pero eso no implica que sea mal páramo.
A fuerza de notas la iré derritiendo
y será suelo firme, cuando yo sea árbol.

Álex Padrón, Junio 2021

Si llegaste hasta aquí, dame un like (que sé que ta ha gustado). O déjame un comentario. O comparte esta entrada en tus redes sociales, para que otros me conozcan. Pero si realmente quieres ayudarme, puedes comprar alguno de mis cuadernos de poesía. Los enlaces para hacerlo están acá abajo:

Los mapas del tiempo, Editorial Primigenios 2019

El rosario del hombre de ceniza, Editorial Primigenios 2020

Thanatos y Eros, Editorial Primigenios 2021

La disyuntiva de la margarita. Revista Azahar 82, 2022

.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll al inicio
A %d blogueros les gusta esto: